Realmente no tenía idea de qué esperar de una compañía en línea que ayuda a una con una situación tan delicada, pero excedieron mis expectativas. Cada paso, desde hacer la orden, verificar, la aprobación, la entrega, hasta el proceso fue profesional, reconfortante, informativo y personal para mí. Se proporcionó información general y cubrieron todos los aspectos y explicaron qué esperar. Cuando tuve dudas me respondieron vía correo electrónico en 24 horas (por supuesto tenía una diferencia de huso horario enorme estando en Corea del Sur, pero siempre me despertaba con una respuesta rápida). No pude haber pedido una mejor compañía y apoyo; sentí que la orientadora estaba aquí conmigo.